diumenge, 12 d’abril de 2020

Pasando pantallas


PASANDO PANTALLAS (Rafa Terron)

Un Rafa molt jove, portant l'escola d'escacs del seu Col·legi

No he sido nunca muy seguidor de los videojuegos. Ahora con mis hijos voy enterándome algo más. Pero sí recuerdo que cuando era un crío los videojuegos de lucha estaban de moda y mientras más dominabas el videojuego te salía un nuevo rival más fuerte que el anterior. Siempre intentabas pasar pantalla, cambiar de nivel, y eso implicaba cada vez tu personaje era más fuerte y los rivales más complejos.

Pues no sé si he pasado pantalla, si he cambiado nivel o sencillamente me he pasado el juego, porque dudo poder estar más fuerte pasadas las adversidades y porque estoy en un punto donde intuyo ya no me voy a encontrar rivales más fuertes. La enfermedad existe, me acompaña, pero irremediablemente  va a tener que  marchar.

Estoy en una nueva pantalla. Se abre un alta hospitalaria y aparece un hotel medicalizado. De momento en veremos, no está aprobado todavía por trabajadora social. Mi doctora habla de otros dos pacientes esperando. No sé si me enviarán a casa o el periodo de estar esperando plaza lo cumpliré aquí. De hecho quieren dar alta y los 15 días ya me empezarían a contar desde hoy. Si tardan dos días en darme hotel y me quedo aquí esperando, estos dos días ya descontarían de los 15 que debo cumplir. Me genera más duda por desconocido que miedo. Miedo ya no puedo tener. Ya he llorado y reído por mi vida suficiente en la soledad de la habitación. Lo que viene por delante solo es desconocido, no peligroso. El rival difícil de este videojuego ha pasado.

Quedan 15 días más de aislamiento, que no soledad porque os siento próximos. Quedan 15 días de subsistir, convivir y luchar con uno mismo. Quedan 15 días para abrazar a mi mujer y mis hijos. Quedan 15 días. Qué es eso en comparación a lo que llevo?.
Os confesaré algo, no estoy especialmente orgulloso, pero en su día me pareció simpático. Cuando en urgencias me diagnosticaron la neumo y me dijeron covid pero me enviaron a casa con tratamiento y más aislamiento (ya llevaba unos 20 días de proceso), al llegar a casa, cogí un lápiz y como en las películas de prisiones, puse un palito por días de síntomas y confinamiento pasados. A mi mujer no le pareció tan simpático como a mí cuando lo vio, pero ahora que estoy alejado, mis críos, cada día, ponen un palito más en esa pared. Contabiliza os los días que llevamos sin vernos, sin acaraciarnos, sin besarnos, con la esperanza y certeza que a fin de cuentas es como un cronómetro de marcha atrás. A cada palito, menos queda por vernos.

He aprendido mucho aquí, sobre mí, sobre cómo os quiero, sobre cambios que debo aplicar en mi vida… Hasta  he empezado una pauta para hacer deporte,... He empezado un ebook cortesía de mi querido  Ladis, estoy recuperando música de hace tiempo y estoy recobrando consciencia sobre la importancia que siempre ha tenido la misma sobre mi vida y debo intentar no volver a perderla.

He recontactado con mucha gente que de los habíamos perdido contacto por el día a día. Me he sentido querido y valorado, no quiero destacar una única muestra de cariño por no faltar al resto de cosas.

 Como me recordó mi brother Dani el otro dia, hay una frase que dice la vida es un 10% lo que te pasa y un 90 % cómo lo afrontas. Pues me quedo con lo positivo. Ha tenido mucho de positivo esta enfermedad. No, no me he vuelto loco. Tengo más ganas de vivir, así de simple. Abiertamente hoy os puedo decir que pensaba que todo se había acabado. Creedme, nunca pensé que la palabra todo pudiera ser tan escalofriante en función del contexto. Dicen que en esos momentos ves tu vida pasar. En mi caso no fue así. Fueron muchas horas de angustia y temor. De parálisis ante lo inminente. Te preparas, ríes, lloras y a fin de cuentas piensas, si ha de pasar que pase. Con solo la compañía de tus pensamientos y con doctores y personal sanitario entrando y saliendo. Pero pasó. Me pasé la pantalla, subí un nivel y quiero compartirlo con vosotr@s por si a alguien le sirve. Hay que vivir… Viu una vida que recordis como dicen Dr. Prats.

Se sale. Se puede. No somos héroes, los médicos y personal sanitario sí lo son. La compañías de tus seres queridos en la distancia, la paz interna, el perdonarte, aceptarte,... El no rencor. Contar con quien ha querido estar….

He pasado pantalla, soy más fuerte, y hubiera sido mucho más difícil si no hubierais estado ahí. Todos y cada uno de vosotr@s. Sí, los importantes en mi vida. Vosotr@s

Os he querido, os quiero y os querré siempre.
Sin más, voy a jugar la siguiente pantalla. Creo que este nivel es largo, pero de dificultad mínima en comparación al monstruo de la pantalla anterior. Igualmente me haré más fuerte y más sabio.

Rafa Terrón, 12 de abril de 2020

1 comentari:

Unknown ha dit...

Rafa: el videojuego de tu vida ya lo has ganado!!!!!!
Es tiempo de que disfrutes mucho todo lo que vivirás junto a los tuyos de ahora en más!!!!!
Sólo un poquito más de paciencia!!!
Mucha suerte!!
Fanny Brun (hermana de Sandra)

Entrades populars

Visites

Hola a tots

Hola, que tal?

El nostre club, com tot en aquesta vida, s'està modernitzant, i una d'aquestes coses per poder aconseguir-ho, és estar a internet.

Hem confeccionat aquest blog, i us mantindrem informats de tot el que passa, no només al voltant del nostre club, sinó també tot el relacionat amb el nostre apassionat esport, art, ciència .... que són els Escacs.


Serà un blog en continu creixement, i sempre intentarem tenir-lo tant al dia, com actualitzat, i sempre donant-li més articles, per a tots en general, des dels nostres magnífics jugadors, fins als nois de l'escola, com als pares i familiars, amics, i qualsevol simpatitzant dels Escacs.


Desitjo que us agradi, que participeu amb els vostres comentaris, amb les vostres idees, que si són possibles es faran realitat.


Una salutació, i ens anem veient pel club.
El nostre TEMPLE, "El TEMPLO"

El vostre amic

Francisco Xavier Solera